Los laboratorios de material de estética en Granada dedican cada vez más recursos en el desarrollo de productos que cuidan nuestro organismo y atrasan el envejecimiento de la piel. Uno de los componentes más utilizados para ello es el ácido hialurónico, cuyas propiedades son beneficiosas para nuestra piel.

El ácido hialurónico forma parte de numerosos órganos y tejidos de nuestro cuerpo siendo, por lo tanto, una sustancia que encontramos naturalmente en nuestro organismo. Sin embargo, con el paso del tiempo su presencia va disminuyendo, llegando a ser inferior al 50% luego de cumplir los 50 años, lo que favorece entre otras cosas la aparición de arrugas.

Al igual que el colágeno, este elemento es un gran aliado contra la pérdida de volumen y la aparición de arrugas consecuencia del paso del tiempo. Sin embargo, su acción es más eficaz y duradera, a la vez que no genera ningún tipo de reacción alérgica. 

Tal como nos indican desde Plus Clinic, una de las propiedades de este ácido es su gran capacidad para atraer y retener agua, por lo que se ha convertido en un elemento fundamental para el desarrollo de cremas y tratamientos anti edad. Entre sus bondades podemos destacar que aporta un aspecto más tenso a nuestra piel, la hidrata y ayuda a rellenar pequeñas arrugas.

Los laboratorios de material de estética en Granada comenzaron a utilizar esta sustancia hace algunas décadas, en forma de soluciones inyectables que lograban hidratar la piel y devolverle de forma casi inmediata su volumen inicial. A día de hoy ya no es necesario inyectarse este ácido ya que también puede ser absorbido por la piel a través de cremas.

Estos productos se aplican usualmente en contornos y comisuras de labios, pómulos, arrugas y surcos a ambos lados de la nariz y la boca.